Principios de SEIU Para una Reforma Migratoria Integral

SEIU cree en una sociedad que valora las contribuciones de los futuros ciudadanos y reconoce el papel fundamental que desempeñan los nuevos estadunidenses en nuestro pasado, presente y futuro. Con los votantes exigiendo que arreglemos nuestro sistema quebrado de inmigración, el tiempo ha llegado para que el Presidente Obama y el Congreso aprueben una Reforma Migratoria Integral.

SEIU hace un llamado al Congreso a que apruebe una reforma migratoria integral práctica en el 2012 que concuerda con nuestros valores nacionales; proporcione una ruta clara a la ciudadanía para los inmigrantes trabajadores que pagan sus impuestos; fortalezca la fuerza y unidad de la población trabajadora; mantenga las familias unidas; y garantice los mismos derechos, obligaciones, y justicia básica para todos los trabajadores, independientemente de su procedencia.

Una reforma migratoria integral debe incluir:

Legalización Merecida con una vía a la ciudadanía: Un mecanismo realista y rápido en cual los aproximadamente 11 millones de personas indocumentadas que viven actualmente en los EE.UU. puedan estar bien con la ley. SEIU también apoya la Ley DREAM--legalización de los futuros ciudadanos que han crecido es este país--como un componente de la reforma integral.


Futuro Flujo de Inmigrantes: Remplazar el flujo actual de trabajadores indocumentados con un sistema del siglo 21 que permite a los nuevos trabajadores inmigrantes de los Estados Unidos y los miembros de sus familias llegar a los EE.UU. de manera segura, legal y ordenada. Este programa de visa para trabajadores nuevos debe establecerse con el estricto cumplimiento de las normas laborales de los EE.UU. y las normas de salarios y horas; portabilidad de las visas para que los trabajadores puedan cambiar de trabajo; y la capacidad para que los trabajadores puedan solicitar la residencia permanente.

Fronteras Seguras: SEIU cree que la manera más realista de asegurar nuestras fronteras y restaurar el respeto por la ley es a proporcionar una oportunidad a los trabajadores indocumentados a que legalicen sus estatus y a tener canales seguros y ordenados para que los futuros inmigrantes ingresen nuestro país legalmente. La vigilancia en el interior y las fronteras debería centrarse en prevenir la participación en actividades delictivas o el ingreso de criminales, cárteles de drogas y otros actores malos en nuestro país.

SEIU espera ver el liderazgo del presidente en la reforma migratoria integral y al Congreso tomar acción en el 2013. Esto es lo correcto para los Estados Unidos, nuestra economía, nuestras comunidades, y para los trabajadores y nuestras familias.

Share this page on Twitter.