SEIU se suma a aliados sindicalistas y ambientalistas en Poznán para combatir calentamiento global y defender la justicia ambiental

El sindicato de más rápido crecimiento de Norteamérica se enfoca en impactos del calentamiento global en personas de bajos ingresos
 
En diciembre del 2007, delegados de SEIU viajaron a Bali, Indonesia, como parte de la primera delegación de sindicalistas de Estados Unidos para  participar en la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático. Los delegados a la Convención de SEIU de junio del 2008 en San Juan, Puerto Rico, en representación de 2 millones de trabajadores adoptaron una histórica resolución sobre empleos y el medio ambiente. Entérese aquí de los esfuerzos de los afiliados de SEIU de palanquear nuestro poder de negociación en beneficio de las familias trabajadoras y del ambiente.
El Sindicato Internacional de Empleados de Servicios (SEIU) en representación de sus 2 millones de afiliados viene a Poznán para incorporarnos a la comunidad internacional en la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático y hacer eco de nuestras voces para un llamado a la acción. Representamos un compromiso doble, con el medio ambiente y con la sociedad.  En todo nivel, internacional, nacional, sectorial y del centro laboral, trabajadores y dirigentes debemos defender una sociedad cuidadosa del medio ambiente que respete los derechos humanos y laborales. SEIU cree que el acercamiento al cambio climático deberá hacerse sobre la base de conocimientos científicos sólidos, que permitan una justa transición de los trabajadores de las industrias afectadas, la vigilancia de la mitigación de impactos desproporcionados en las comunidades de bajos ingresos y la creación de empleos verdes de calidad.

A SEIU le  preocupan en especial las necesidades de los trabajadores de bajos ingresos. Aunque todos sufriremos los impactos climáticos negativos, los más vulnerables lo harán en forma desmedida. Las comunidades de bajos ingresos ya experimentan en forma desmedida la ubicación de vertederos y centrales eléctricas y los peligros para la salud relacionados. Cuando se requieran cambios en el consumo, los más vulnerables serán los consumidores pobres que tendrán que pagar altos precios por servicios esenciales como electricidad o combustible. Hasta que abordemos el calentamiento global, hay que ser conscientes del impacto en las comunidades vulnerables y estar preparados para afrontar dichos impactos.

SEIU también reconoce que se necesitan medidas transitorias que protejan a algunos trabajadores de las consecuencias del cambio climático. Debemos contar con medidas transitorias, capacitación y protecciones sociales para que los trabajadores no resulten vulnerables a los efectos económicos de abordar el cambio climático.

Con la mayor parte de su membresía en los Estados Unidos, el mayor emisor per cápita de gases de efecto invernadero, SEIU también se compromete a usar su influencia con las autoridades electas de los Estados Unidos para presionar por la adaptación del cambio climático mediante la restricción de emisiones, la inversión en energía limpia y la creación de empleos verdes de calidad. Tales políticas reducirán la pobreza y contribuirán a un crecimiento económico sustentable.

La evidencia científica acumulada demuestra sin lugar a dudas que el cambio climático es una amenaza inminente que requiere de la acción colectiva, inmediata y decisiva a nivel global. Esta crisis ambiental en curso afectará a millones de comunidades de trabajadores y centros laborales, potencialmente por muchas generaciones más. SEIU, que representa a trabajadores de la salud, de servicios de propiedad y del servicio público en Estados Unidos, Canadá y Puerto Rico, promueve la solidaridad entre los trabajadores y la generación de alianzas estratégicas entre los trabajadores y nuestros aliados de todo el mundo. Abordar el cambio climático global puede ser el mayor reto que jamás haya afrontado una alianza de este tipo. SEIU está listo para hacer lo que le toca.


Share this page on Twitter.