Un cuidado de la salud más saludable

Los afiliados de SEIU que trabajamos en hospitales y otras instalaciones de salud estamos expuestos a diario a  una amplia gama de peligros ambientales. Desde los productos que contienen mercurio, hasta los plásticos que contienen dioxina, pasando por los suministros de limpieza tóxicos, todas estas sustancias peligrosas les plantean problemas tanto a los empleados como a los pacientes.

Si bien muchas de estas sustancias peligrosas no contribuyen al cambio climático, sí contribuyen a la contaminación de los suelos, el aire y el agua y muchos tienen efectos inmediatos sobre la salud de los que se expongan a ellas.


Algunos ejemplos incluyen:

Alergia al látex: Las alergias al látex son comunes y los trabajadores de la salud, al usar guantes de látex, con frecuencia están expuestos a las mismas.  Los guantes de látex contienen proteínas de caucho natural que pueden causar reacciones que van desde sarpullido y picazón hasta ataques de tos y dificultad al respirar. Existen alternativas a los guantes de látex, y los trabajadores de la salud pueden negociar para asegurarse alternativas a los mismos.

Glutaraldeído: Esta es un producto químico líquido, incoloro y aceitoso utilizado para desinfectar equipo que no puede esterilizarse al calor. La exposición al glutaraldeído, mediante inhalación o contacto con la piel, puede ser dañina. Los efectos sobre la salud incluyen irritación de garganta y pulmones, asma y dificultad al respirar, irritación de nariz y dermatitis alérgica.

Plásticos de PVC: Los plásticos de cloruro de polivinilo (PVC) son los más utilizados en los dispositivos médicos. Hay dos problemas clave asociados con la exposición al PVC:

1. Dioxina, conocido carcinógeno humano que puede formarse en la manufactura e incineración del PVC.
2. Un químico usado para ablandar el PVC, vinculado en estudios animales a defectos de nacimiento y otras enfermedades.

Se dispone de cada vez más productos médicos que no son de PVC, y los trabajadores de la salud pueden negociar cláusulas que les exijan su uso a las instalaciones de salud.

Modelo de terminología de contrato para un cuidado de la salud más saludable »

Share this page on Twitter.